Nutrición,  Recetas para la Salud

4 recetas refrescantes, fáciles y rápidas para combatir la calor

Con tanta calor Tod@s buscamos alivio de la forma que sea para refrescarnos y, como dicho en el articulo anterior, una de ella se consigue gracias a la alimentación.

Hoy te comparto unas ideas muy muy sencillas para refrescar tu cuerpo y encontrar ese tan deseado alivio.

Se trata de recetas rápidas y fáciles y que vienen bien a las personas que no suelen comer frutas o verduras, ya que te ofrecen una forma distinta de consumirlas.

¡Vamos a ello!

~

CUBITOS DE SANDÍA

¡Este es un ejemplo facilísimo!

Corta una porción de sandía generosa, quítale la piel y las semillas y pásala en el minipimer.

Ralla la piel de medio limón (o de lima, si lo prefieres), añade una hoja de menta y vuelve a triturar con el minipimer.

Vierte todo en una bandeja de cubitos de hielo y déjalas en el congelador durante unas horas.

Cuando estén congelados, sácalos del molde y puedes servirlos en una copa o en un bol y consumirlos una vez empiecen a descongelarse. O bien añadirlos a un yogur de fruta o natural con una cucharadita de miel.

GRANIZADO DE MELÓN

En este caso corta una abundante rodaja de melón y quítale la piel. Lo trituras en el minipimer y divides la pulpa en 3 o 4 vasos. Déjalos en el congelador durante 3 horas.

Pasado este tiempo, sácalos del congelador y, mientras se descongelen un poquito, corta unas lonchitas de jamón serrano y gratínalas en el horno hasta que no se hagan crujientes.

Puedes añadir un par de ellas en cada copa o bien ponerlas en un plato a parte para que cada uno vaya cogiendo las que quiera.

Verás que rico el contraste entre el salado y crujiente del jamón y el frescor y el dulzor del melón.

Un aperitivo fresco y sabroso para una agradable cena en una noche calurosa de verano.

GAZPACHO

No conocía la existencia del gazpacho hasta que no me mudé a España y fue un descubrimiento sorprendente.

Es una bebida muy refrescante y nutritiva, ideal para acompañar una comida o cena fresca en verano; o bien como desayuno o merienda durante el día.

Para prepararlo necesitarás:

  • 500gr de tomates pera maduros
  • 1/2 media cebolleta troceada
  • 1/2 ajo sin piel y troceado
  • 1/2 pimiento verde
  • 1 cucharada de vinagre (si es de Jerez, mejor)
  • 50ml de aceite de oliva virgen
  • Sal al gusto
  • Pimienta negra al gusto
  • 3 hojas de albaca

Prepararlo es facilísimo, simplemente pon todos los ingredientes en un bol y tritúralos con el minipimer. Prueba qué tal está de sal para comprobar que tenga el gusto que prefieres. Si quieres una consistencia más liquida, puedes añadir unos 100ml de agua. Y si quieres darle un punto más ácido, puedes añadir un chorrito de zumo de limón.

Verte todo en una botella de vidrio, preferiblemente, y ponla en la nevera durante 3/4 horas.

Al servirlo puedes verterlo en vasos o bien en copitas de helado para beberlo o degustarlo con una cuchara. También puedes espolvorearlo con un poco de pimienta negra, si te gusta, y añadir un chorrito más de aceite.

ZUMO DE MORA Y SANDIA

Esta es otra receta rápida y super fácil.

Necesitarás una taza de moras y 1/4 de sandía cortada y pelada.

Batirás ambos ingredientes hasta obtener un color rosa/violeta y sin grumos.

Lo dejarás en la nevera unas 3 horas y a ¡disfrutarlo!

Ahora queda solo saborearlas y disfrutarlas en estos días tan calurosos ;-).

~

Vittoria Veri Doldo ~ Health Coach

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Sanate
error: Content is protected !!