Noticias&Actualidad,  Pensamientos sueltos

La nueva clase dominante de nuestra era

Jesús Quintero fue un periodista español, presentador de varios programas tanto de televisión como de radio, muy famoso por haber entrevistado personajes famosos y conseguir que se abriesen en canal durante sus charlas.

Con su programa más famoso ‘El Loco de la Colina’, rompió barreras y saltó los confines de España para llegar a ser aclamado hasta en Argentina y Uruguay (quizás l@s que me seguís desde allí os suene…), ganando infinidad de premios por su trabajo.

Figura también polémica, de carácter fuerte que tal y como supo llegar a la fama y al prestigio, supo caer en la más grande miseria por no saber gestionar, quizás, esas tremendas fluctuaciones que suele tener el éxito.

Reconozco que desde que vivo en España, no me había llamada especialmente la atención, justo por su faceta polémica, pero, como siempre pasa cuando un personaje de este calibre fallece, empezaron a circular videos suyos por todas partes.

Y la verdad que hubo uno en especial que llamó muy mucho mi atención y que quiero compartir contigo hoy.

El video es del 2012 y parece tan actual y tan verdadero que me impactó cuando lo vi por primera vez..

En el video, que podrás ver, si quieres, al final del articulo, habla de la nueva clase dominante, la de la incultura. Y de como la sociedad (la consumista de la que siempre os hablo y de la que intento alejarme cada día más), día tras día, construye una realidad absolutamente superficial que impulsa y premia la ignorancia.

¿Pero a cuenta de qué? ¿Y a cuesta de quienes?

Así declara el periodista, a ver qué te parece:

~

«Siempre ha habido analfabetos pero la incultura y la ignorancia. Siempre se habían vivido como una vergüenza.

Nunca como ahora la gente había presumido de no haberse leído un puñetero libro en su jodida vida; de no importarle nada que pueda oler levemente a cultura; o que exige una inteligencia mínimamente superior a la del primate.

Los analfabetos de hoy son los peores porque, en la mayoría de los casos, han tenido acceso a la educación, saben leer y escribir, pero no ejercen.

Cada día son más y cada día el mercado los cuida más y piensa más en ellos.

La televisión cada vez se hace más a su medida.

Las parrillas de los distintos canales compiten en ofrecer programas pensados para una gente que no lee, que no entiende, que pasa de la cultura, que quiere que la diviertan o que la distraigan, aunque sea con los crímenes más brutales o con los más sucios trapos de portera.

El mundo entero se está creando a la medida de esta nueva mayoría, amigos.

Todo es superficial, frívolo, elemental primario, para que ellos puedan entenderlo y digerirlo.

Esos son socialmente la nueva clase dominante, aunque siempre será la clase dominada.

Precisamente por su analfabetismo y su incultura, la que impone su falta de gusto y sus morbosas reglas.

Y así nos va a los que no nos conformamos con tan poco, a los que aspiramos a un poco más de profundidad…

Poquito más hombre…un poquito más….poquito más….»

~

Mis abuelas no pudieron estudiar. Se le permitió a regañadientes acceso a algunos años de primaria y nada más. Eran mujeres, nacidas en el profundo sur, con pocos recursos. ¿Para que mandarlas a estudiar? Tenían que ser amas de casa.

Fueron dos grandísimas Mujeres que supieron avanzar en la vida pese a no haber podido estudiar, aunque avergonzadas a veces de ser casi analfabetas. A ellas se les negó el derecho al estudio.

Lo bueno es que la cultura no solo viene o se adquiere de la escuela o de leer libros. La cultura está más relacionada con la inquietud de conocer el misterio de la vida y de quienes somos cada una/o. Y para lograrla, hace falta tener interés y curiosidad por el mundo, confianza y curiosidad por las personas, ganas de aprender de lo distinto y cero miedo de acercarse a lo que no controlamos.

Para mi ellas fueron de las mejores maestras de vida y sería imposible definirlas como personas sin cultura!

Esa parte de sociedad no quiere cultura, oculta la información que importa. Nos quiere tont@s, encerrados entre casas, centros comerciales y siempre delante de unas pantallas que nos bombardean de anuncios para que vivamos con el constante deseo de adquirir ‘algo’, independientemente de necesitarlo o no. O atrapados por el morbo de conocer malas noticias por donde sea.

No creo que haya que añadir mucho más, las palabras de Jesús Quintero ya lo dicen todo. Es esa la clase dominante que, sin darse cuenta, es la clase absolutamente dominada…

~

Imagen destacada: Cartel serie Ninis-HBO Max

Vittoria Veri Doldo ~ Health Coach

2 Comentarios

  • Lilia

    Gracias por recordar a Quinteros. Soy argentina y veía sus programas, me apasionaban sus entrevistas, su don de gentes y a la vez incisivo. Comparto su pensamiento. Gracias por recordarlo. Seres así son necesarios.
    Gracias

    • Sanate.info

      Buenas tardes Lilia, muchísimas gracias por tu comentario, me hace especial ilusión saber que, desde distintas partes del mundo, compartimos algo tan importante y a través de una figura como la de Quinteros!!! Un fuerte abrazo y gracias por estar y por compartir 🙂

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Bienvenidos a Sanate
error: Content is protected !!