Coaching, PNL, Inteligencia Emocional,  Cursos&Talleres

La Transformación Esencial para cambiar tu vida [curso online muy pronto]

Muchas personas rechazan los procesos de terapia psico-emocionales porque creen que son demasiados largos y que, sí o sí, hay que pasar por todo lo más desagradable de su pasado para empezar a entender algo.

En realidad esto no es así. No siempre, no con todo tipo de terapia, ni con cualquier paciente y, menos aún, con toda clase de terapeuta.

Lo que es seguramente cierto es que, determinados tipos de traumas requieren un proceso para poder ser sanados. Y que no toda persona puede empezar y terminar este proceso de la misma manera y a la misma velocidad.

Ahora bien, soy partidaria de las terapias a corto plazo, pero con ‘reminder’ periódicos.

Es decir, trabajar con la persona para que encuentre (y aprenda a encontrar en el futuro por si sola) herramientas para solventar sus problemas o los que considera como tales. El proceso no lo hace la terapia, lo crea la persona. Y lo que ella necesita son medios diferentes para que su mente no se quede encallada en limites, bloqueos y traumas que le impiden avanzar en su vida.

Las herramientas no pueden ser siempre las mismas y el proceso no es constantemente exitoso. Hay recaídas, confusión, resistencias, dudas, situaciones nuevas que requieren ser analizadas y tratadas con nuevos recursos para ser digeridas. Y por esto los reminders terapéuticos (sesiones periódicas de refuerzo) cada ‘x’ tiempo son muy útiles.

Cuando queremos ir a algún sitio que no conocemos, generalmente necesitamos un mapa para que nos ayude a orientarnos para empezar nuestro viaje.

La terapia es, pues, el mapa y el/la responsable de buscar el camino para llegar a la meta que ella misma ha elegido es la persona.

El terapeuta es un asistente, como los voluntarios que durante una carrera, en los avituallamientos, te acercan la botella de agua mientras tu te encargas de correr para llegar a la meta. Y, además, dejan que tu decidas si quieres beber o no, si tu cuerpo y tu ser en general, necesitan ese recurso para seguir la carrera de tu vida.

El proceso de Transformación Esencial se puede utilizar para modificar patrones de conducta y de pensamiento que limitan nuestra vida. Su función es emplear de forma automática las limitaciones para liberar la identidad, única, personal e intransferible de cada uno/a.

¿Porqué cuánto más avanzamos como sociedad, más problemas psico-emocionales y mentales tenemos?

Porque el ritmo y la tipología de vida al que nos somete el sistema que hemos creado es frenético. Un bombardeo constante de información y de presión que no para. ¡Me agota solo pensarlo!

Te has parado a pensar alguna vez en cuantas informaciones tratamos de elaborar en cada momento y a qué velocidad va nuestra mente para intentar abarcarlas todas? E internet incrementa de forma descontrolada esto, por su inmediatez y por su potencial informativo infinito.

Tanta exposición y tanta rapidez nos han hecho exageradamente vulnerables.

Sin herramientas especificas para contrarrestar el poder de este sistema, realmente es duro vivir y mirar con serenidad al futuro.

Los automatismos del inconsciente

Piensa que tu mente consciente es capaz de controlar de forma simultanea entre 5 y 9 datos de información diferentes. Por encima de este límite, entra en sobrecarga.

Nuestro inconsciente, por su parte, procesa información sin parar y se encarga de una cantidad casi ilimitada de tareas que parecen producirse de forma automática.

Ahora que estás leyendo esto, aunque respires, no estás prestando atención en como hacerlo. Pero tus pulmones siguen funcionando, así como el resto de tus órganos.

Cuando duermes no decides conscientemente soñar eso o lo otro. Todo se produce en tu mente inconsciente.

A cargo de tu inconsciente están innumerables conductas, reacciones, decisiones y sentimientos que, en algún momento de tu vida, aprendiste de forma consciente. Y resultaron tan necesarias en ese momento, que fueron grabadas en el inconsciente para ser utilizadas de forma automática cada vez que haga falta.

Hacer consciente lo inconsciente

Cuántas veces has dicho que una parte de ti te decía de no hacer o de no decir algo, pero lo has hecho o dicho igualmente casi en contra de tu voluntad? O cuantas veces intentas no pensar en aquello que te perturba pero no logras evitarlo? Y estás allí dando vueltas y vueltas?

Esto significa que no posees un control consciente sobre tu conducta. Es como si tu parte inconsciente decide por ti, de forma automática.

Sobre todo cuando tenemos pensamientos negativos que nos causan emociones perturbadoras, frustrantes, amenazantes, sentimos que no tenemos otra opción. Una parte de nosotros hace que nos sintamos así y puede provocar que este estado perdure en el tiempo, convirtiéndose en nuestra realidad (y es cuando se puede desarrollar un trastorno o una enfermedad).

Cuando una parte de nosotros se encuentra en ese estado, una parte de nosotras/os se organiza en función de ello y moldea nuestros pensamientos, nuestras decisiones, nuestros sentimientos y nuestras conductas. Si este estado no se apodera completamente de nosotros/as, quiere decir que hay otra parte que intenta con todas sus fuerzas tirar para otra dirección y organizarse de forma diferente para estar mejor.

Al leer esto quizás pienses: pues vale, me pongo manos a la obra para luchar en contra de esa parte que me somete para que prevalezca la otra.

En realidad, si lo hicieras, estarías luchando en contra de ti misma/o.

La Transformación Esencial te permite encontrar un equilibrio entre las dos partes, ya que todas nuestras acciones tienen un propósito positivo, incluso las que nos causan sufrimiento.

Tenemos la costumbre de llamar problemas esas partes inconscientes que dirigen nuestros pensamientos, conductas y sentimientos. Nos auto-juzgamos como si fuéramos culpables (no se sabe bien de que), definiéndonos como personas con mal carácter, incapaces de esto o de lo otro y un largo ect.. Es decir, formulando una serie de durísimos juicios que crean un dialogo negativo con nosotras/os mismas/os.

El primer paso que la Transformación Esencial nos permite hacer es aprender a valorar de forma objetiva los propósitos de estas reacciones automáticas. Estas reacciones puede que intenten resolver algo que quedó pendiente, y lo que necesitamos cambiar es la forma de hacerlo. No se trata tanto del qué sino más bien del cómo.

Hay casos donde descubrirás que ni siquiera hace falta actuar, porque cualquier reacción sería obsoleta con respecto al momento en que te encuentres.

En el próximo curso on-line podrás aprender en su totalidad qué es el proceso de Transformación Esencial y cómo lo puedes poner en práctica para liberarte de creencias limitantes, bloqueos, automatismos y descontrol emocional.

Así que, queda atent@ porque el curso te va a encantar.

Y si quieres saber más ahora, no dudes en contactarme al mail: sanate@sanate.info.

~

Vittoria Veri Doldo ~ Health Coach

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Bienvenidos a Sanate
error: Content is protected !!